El Tiro como Disciplina Olímpica

Desde hace décadas, la práctica de tiro deportivo forma parte del escenario de los Juegos Olímpicos. El experto concentra a un mismo tiempo una precisión milimétrica y una gran velocidad para la utilización exacta de un arma con municiones, ya sea accionada por pólvora o bien con técnicas de aire comprimido.

Debido al alto riesgo de lesiones involuntarias relacionadas tanto con el proyectil como con el impacto retrospectivo del arma, se indica en todos los casos el uso de sistemas de resguardo ocular y auditivo, así como un completo conjunto de protección personal

En la modalidad más reciente de diseño olímpico y a partir de los Juegos de Beijing en 2008, el tiro deportivo se reparte en quince competiciones distintas, seis de las cuales se reservan para mujeres. Las disciplinas reconocidas por el Comité Olímpico Internacional incluyen el tiro con rifle, el tiro al plato con escopeta y la tradicional modalidad del uso de pistolas.

Se encuentran excluidas de la agenda olímpica las versiones con pistola de aire comprimido y los eventos con blancos móviles, en los cuales se permite el uso de miras telescópicas para el enfoque de objetivos en movimiento, ya sea a baja velocidad como en actividad rápida.

Resulta imposible hacer mención al tiro deportivo en los Juegos Olímpicos sin recordar al húngaro Karoly Takacs, campeón del mundo en 1938, víctima de un accidente con un explosivo que obligó a la amputación de su mano derecha. Escasos diez años después, en los Juegos de Londres, Takacs conquistó dos preseas doradas… tras haber aprendido a tirar con su mano izquierda.

Imagen: Deporte Olímpico

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*