Mesas de Pool Clásicas y Modernas

El billar es una de las disciplinas deportivas más populares de todo el mundo. Si bien se había logrado consenso para su debut olímpico en Atenas 2004, finalmente este deporte quedó relegado de los Juegos, por lo cual tampoco en Londres 2012 será posible disfrutar de una de sus tantas variantes.

Es probable que el pool en su versión estadounidense represente el formato de billar de mayor difusión. Resulta simple reconocer la diferencia esencial entre el pool y otras formas más tradicionales del deporte en función de las características de la mesa, la cual incluye 6 agujeros, conocidos en la jerga como buchacas o troneras. Cuatro de estas buchacas se ubican en las esquinas y las dos restantes se sitúan en la mitad de los dos lados de mayor longitud.

Aunque es más habitual observar las clásicas mesas con paño verde con bordes de madera, en la actualidad se elaboran también nuevos formatos, conocidas como mesas de alta tecnología, en las cuales el tapizado suele ser azul y los bordes, en lugar de diseñarse en madera, se completan en metal.

Por otra parte, muchos diseños modernos cuentan con un paño rojo que, si bien resulta visualmente atractivo, puede confundir a los jugadores más tradicionales. Esto nuevos diseños persisten sin embargo con los bordes clásicos de madera, o bien disponen de un borde interno metálico, recubierto por fuera por una terminación barnizada de pino o arce. En estos casos, las esquinas de la mesa cuentan con láminas de metal para asegurar la protección y solidez de toda la estructura.

En general, los jugadores profesionales prefieren las mesas clásicas, las cuales además son las recomendadas en los campeonatos oficiales. De todos modos, las distintas variantes aportan una cuota de interés para los aficionados a este popular deporte.

Imagen: Chicago Juegos

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*